Jóvenes

Los jóvenes de la década del 90 vivieron la revolución del “.com”, la burbuja digital que cambió el mundo para bien o para mal con la explosión del uso de la Internet, las páginas web, gracias a la masificación del uso de las computadoras personales. Hoy, somos los beneficiarios del fenómeno de las redes sociales: Facebook, Whatsapp, Twitter son algunas de las aplicaciones utilizadas por los jóvenes y adultos, pero el Tik Tok atrapó a niños, adolescentes y usuarios en general, con el teléfono inteligente como principal dispositivo a utilizar. 

Este adelanto tecnológico es el resultado del sueño de jóvenes emprendedores, visionarios, decididos a comenzar desde cero y explotar su creatividad al máximo sin importar las derrotas sufridas, los fracasos y el rechazo de las multitudes hasta que lograron el éxito mundial. No ocurrió de un día para otro. 

Ahora nos toca preguntarnos, en qué sueñan nuestros jóvenes, en qué sueñan nuestros niños y lo más importante, en qué soñamos nosotros. Cómo vemos nuestro presente y qué queremos aportar al mundo.  Ahora que llega la primavera, que celebramos el Día de la Juventud es bueno interpelar a los jóvenes de hoy y de ayer, si están conformes con la construcción de la sociedad actual y cuál es su aporte a la solución de los problemas que enfrentamos. Es cierto, los jóvenes están recibiendo un mundo en crisis, ellos deben ser conscientes de la realidad que enfrentan, para que puedan planificar su futuro.  Por nuestro lado, es hora de apoyar las ideas que surgen de las nuevas generaciones.

Share on facebook
Facebook
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on twitter
Twitter
Share on print
Imprimir
Share on facebook
Facebook
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on twitter
Twitter